María Dolores ya no volverá a cantar las mañanitas

0
72

La artista llevó las canciones españolas a América latina y aquellas las trajo de vuelta

Hace unas horas María Dolores ha dejado de cantar. Nunca una frase ha sido más exacta. Cantaba en medio de una conversación, cantaba cuando te llamaba por teléfono… cantaba en cualquier situación y en cualquier momento. Ya no volverá a cantarle las mañanitas a los amigos en sus cumpleaños. Despedir a María Dolores es despedir a una de las intérpretes más geniales que ha dado este país.

Tuve la suerte, el honor, el placer, de producirle cuatro discos para su compañía discográfica y creo que son los discos donde no solo he disfrutado escuchándola cantar, son los discos donde mejor me lo he pasado y más me he reído, porque María Dolores no era solamente una genial intérprete, tenía un fino y agudo sentido del humor.

Ir a cenar con ella era la confirmación de tener una cena donde las risas estaban aseguradas.

Pertenece a una generación, la de Fernán Gómez, Tono, Azcona, que tuvieron que vivir y sobrevivir en la dura posguerra y lo hicieron desde el humor y ese humor ha acompañado a María Dolores hasta hoy.

Cenando con ella en un restaurante al lado de su casa, le pidió al camarero salsa tártara, el camarero preguntó en la cocina y le dijo que lo sentía enormemente, pero que no tenían salsa tártara y totalmente seria le dijo al camarero: “Pues vaya usted a Tartaria, que seguro que tienen”.

Estábamos celebrando la salida del primer disco que hicimos juntas con un montón de amigos y tuvo un pequeño accidente: se rompió una muñeca. Al día siguiente en el hospital donde estuvo ingresada me decía: “Imagínate que en vez de romperme la muñeca me hubiera dado un golpe en la cabeza y al otro barrio. Me hubieran puesto sobre las mesas del restaurante y al pasar todo el mundo a verme diría ‘qué cutis”.

Para mí esta mujer ha sido un ejemplo de lo que debe o debería ser la música y lo que deberían ser los cantantes. Se acercó a la canción desde la cultura y con enorme respeto por la palabra. Veneraba a los autores que escribían bien.

Llevó nuestras canciones a América latina y trajo las canciones americanas a España, pero todas las canciones, las de aquí y las de allí, parecían hechas a la medida para ella. Eso solo ocurre con los grandes.

Nunca quiso ir a la moda, ni hacer los discos según las leyes del mercado, la moda era ella, por eso sus canciones y sus discos se podrán escuchar siempre.

Se ha muerto en primavera y seguro que lo ha decidido así para no llegar al verano.

Siempre decía que el verano era muy hortera. Genio y figura.

Te quiero mucho María Dolores.