Muchos menos niños están muriendo en el mundo, pero los avances no son equitativos

0
66

Aunque el estudio encontró que se ha hecho un gran progreso, sigue habiendo problemas en el sur de Asia y en partes de África

A pesar de que se ha producido una reducción dramática en la mortalidad infantil y adolescente en todo el mundo desde 1990, el progreso sigue sin ser equitativo, muestra un estudio reciente.

Las muertes de niños y adolescentes en todo el mundo se redujeron de poco menos de 14 millones en 1990 a unos 7 millones en 2015.

Las causas más habituales de mortalidad eran las complicaciones por un parto prematuro, las infecciones respiratorias, la diarrea, los defectos congénitos, la malaria, la sepsis, la meningitis y el VIH/SIDA, según datos sobe personas de hasta 19 años de edad en 195 países y territorios.

Los países con unas puntuaciones más bajas de una medida de los ingresos, el nivel educativo y de fertilidad que se conoce como Índice Sociodemográfico (ISD) sufrieron una mayor proporción de las muertes de niños/adolescentes en 2015 que en 1990. La mayoría de estos lugares estaban en el sur de Asia y en África subsahariana.

Una razón de la existencia de las diferencias regionales podría ser que los lugares con las puntuaciones más bajas del ISD históricamente no han recibido una ayuda significativa para el desarrollo de la salud, según el autor para correspondencia del estudio, el Dr. Nicholas Kassebaum, y sus compañeros de la Colaboración de la Carga Global de Enfermedades Pediátricas y Adolescentes.

Kassebaum es profesor asistente en el Instituto de Medidas y Evaluación de la Salud de la Universidad de Washington.

El estudio aparece en la edición en línea del 3 de abril de la revista JAMA Pediatrics.

“Una evaluación oportuna, robusta e integral de la carga de las enfermedades entre los niños y adolescentes proporciona información que es esencial para las decisiones de políticas sanitarias que se toman en países situados en cualquier punto del espectro del desarrollo económico”, indicaron los autores en el comunicado de prensa de la revista.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor
FUENTE: JAMA Pediatrics, news release, April 3, 2017