El Liverpool superó al Chelsea y es líder de la Premier

0
246

El conjunto de Jurgen Klopp le ganó 2-0 al cuadro londinense.

Este domingo la Premier League vivió uno de sus mejores partidos: el líder Liverpool venció al Chelsea por 2-0, que lucha por clasificar a la próxima Champions League. Sadio Mané y Mohamed Salah sentenciaron el marcador en el segundo tiempo.

Antes de este partido el Manchester City visitó al Crystal Palace, partido que vio de reojo Jurgen Klopp , ya que el triunfo celeste por 3-1 lo dejó momentáneamente en segunda colocación. El cuadro londinense, por su parte, se ubica cuarto y una victoria lo hubiera reafirmado en la zona de clasificación a la próxima Champions League.

En un partido cargado de emoción, con el sentido homenaje que se llevó a cabo en la previa por la tragedia de Hillsborough, el Liverpool fue el primero en generar una ocasión clara de gol a los cinco minutos del inicio del encuentro con un disparo dentro del área de Mohamed Salah, que no pudo agarrar de lleno el balón. La pelota terminó en las manos de Kepa que estaba bien posicionado.

El conjunto “Red” se hizo con la posesión desde el arranque, siendo el egipcio el jugador más desequilibrante. Sin embargo, a los 19 minutos, Ezen Hazard advirtió del poderío del conjunto visitante con la primera jugada de peligro del Chelsea.

Sadio Mané volvió a darle una nueva chance al conjunto local sobre el cierre del primer tiempo. Los de Jurgen Klopp se impusieron en el estadio de Anfield y lograron dominar a los “Blues” durante casi toda la primera mitad.

El Liverpool consiguió en cinco minutos del complemento lo que no pudo hacer en los primeros 45. Un centro dentro del área de Alexander Arnold por la banda derecha cayó en la cabeza del senegalés Sadio Mané, que con el arquero ya vencido, sólo tuvo que empujarla para poner el 1-0.

El equipo de Jurgen Klopp no le dio respiro al rival y tras el gol del ex hombre del Southampton, llegó el de Mohamed Salah, que tomó la pelota sobre la linea de banda, encaró hacia adentro y sacó un disparo desde 35 metros que se fue abriendo a tal punto que dejó sin nada que hacer al español Kepa, a pesar de su estirada.

El Chelsea intentó responder en los diez minutos siguientes y pudo haber cambiado la historia, ya que tuvo dos ocasiones en las que el belga estuvo a punto de convertir, pero el palo y Alisson se lo negaron.