Luis Suárez: “Estos son los partidos que te dan media Liga”

0
64

El delantero valora el triunfo del Barça en Getafe y Ernesto Valverde pide cautela tras distanciarse de sus rivales. Nadie se atreve siquiera a descartar al Madrid

Sabía dónde se metía Ernesto Valverde. Y contra quién jugaba. Recordaba perfectamente cómo hace prácticamente un año, un empate sorpresa contra el Getafe en el Camp Nou acercó al Atlético al Barcelona, que vio cómo aquel 0-0 sacudía la clasificación de LaLiga. No podía fallar esta vez. Especialmente, porque los de Simeone le pisaban los talones cuando se marchó de vacaciones de Navidad. No podía fallar esta vez, sobre todo después de asistir como espectador a una jornada de domingo en la que cayó estrepitosamente el Madrid, que ya es quinto, y empataron el segundo y el tercer clasificado, Atlético y Sevilla, hoy a cinco y siete puntos del líder, respectivamente.

No se equivocó Valverde con el partido, que discurrió perfectamente como había imaginado: “Un partido trabado, difícil, duro”. Pero tampoco falló. A pesar de la dificultad. “El campo estaba peligroso para el juego, porque a los jugadores les costaba controlar la pelota. Hemos dominado el primer tiempo, pero estábamos expuestos a las contras y al entusiasmo del Getafe”, explicó. Un entusiasmo que, por momentos, pareció acercar a los de Bordalás al empate un año después.

“El Getafe te aprieta mucho las clavijas, son expertos en las segundas jugadas y en el contragolpe, con Mata, Ángel. Es un equipo duro y difícil, ahí está en la clasificación”, apuntaba el entrenador azulgrana. “Aquí este equipo aprieta muchísimo, siempre que intentas dar un paso, te frenan. Pero habían encajado solo cuatro goles en su casa en lo que va de Liga y hoy hemos podido marcarles dos”, certificaba, orgulloso, Sergi Roberto, de vuelta al once titular. “En los últimos años nos había costado ganar el primer partido del año. Ha sido una buena victoria en un campo difícil; además, sabíamos ya los resultados de nuestros rivales y sabíamos que era importante ganar”, añadió el canterano. “Sabemos que aquí siempre es muy complicado ganar, contra un equipo que trabaja muy bien. Además, desde que estoy en el Barcelona nunca habíamos podido ganar el primer partido del año. Por fin, lo hemos hecho, con un buen partido. Ahora, a seguir adelante”, añadía, con desahogo, Rakitic.

Elogios a Messi
El partido, de ida y vuelta especialmente en el segundo tiempo, contó, como habitualmente ocurre, con la generosa presencia de Messi, tan presente en la línea delantera como en el centro del campo, adonde baja habitualmente para recuperar el balón, para coordinar el juego de los suyos. Además, marcó el gol que dio oxígeno al Barcelona poco después de una acción fallida del Getafe.

“Es un jugador total, de los que hace goles, organiza el juego, da asistencias. No sé dónde es más decisivo, pero sí que es el que hace que el engranaje funcione”, se rendía Valverde al 10.

Pese a la victoria, tan estratégicamente sustancial para esta Liga que ha estado tan igualada hasta la fecha, nadie en el Barcelona quiere lanzar las campanas al vuelo. “A día de hoy no puedes descartar a nadie, queda mucho”, decía Luis Suárez, autor del segundo gol, un cañonazo imparable, para el que apenas tuvo tiempo de pensar. Pero el uruguayo no pudo más que reconocer la importancia del triunfo en el Alfonso Pérez. “Estos son los partidos que dan media Liga”. Como lo hizo Guillermo Amor, director de Relaciones Institucionales del club: “Sumar tres puntos en una jornada así, en la que han fallado nuestros rivales, es sumar un poquito más”.

Pero no se atreve nadie a descartar al Real Madrid de la lucha por el título, pese a los rivales que ya le preceden en la clasificación, pese a esos 10 puntos que hoy le separan del Barça. Valverde no quiere descartarlo por una cuestión práctica. “Porque las matemáticas no lo descartan”, dijo. Y por eso se exige prudencia: “Sabemos el gen competitivo que tiene el Madrid y no podemos descartar a nadie. El año pasado hubo Liga hasta el final. Todavía no ha acabado la primera vuelta”.

Ni siquiera quiere jugador alguno celebrar públicamente que cerrarán la primera vuelta como campeones de invierno. “Nosotros queremos ser campeones a final de temporada. Y ahora nos viene un calendario muy apretado, con partidos de Copa y de Champions. Todavía queda muchísimo”, cerraba Sergi Roberto.

AMOR: “SI VALVERDE QUIERE UN POCO MÁS DE TIEMPO, NO PASA NADA”
Las recientes declaraciones del entrenador del Barcelona, Ernesto Valverde, en las que señalaba que no sabía si seguiría al frente del equipo la próxima temporada, sorprendieron a la opinión pública. El club y el técnico deben certificar si, como se indicaba en su contrato (por dos años más uno), se hace efectivo ese tercer año extra que le mantendría en el banquillo también para el curso 2019-2020. Pero, ni uno ni otro parecen tener prisa. “Ernesto es un tipo excepcional, está trabajando muy bien, está a gusto en el día a día y el Barça está muy a gusto con él. Simplemente, nos queda toda la segunda parte de la temporada. Quizá por eso, él prefiere esperar un poquito más. A lo mejor, con todo lo que hay en juego, prefiere tener más tiempo. Estamos en enero y nos queda muchísimo por delante. Si él cree que ahora no es el mejor momento, no pasa nada. Nosotros no tenemos ninguna duda”.